La calle sin nombre

La calle sin el Nombre (1948) es una película en blanco y negro noir. La película, una continuación de La Casa en la calle 92 (1945), conta la historia de un agente del FBI secreto, Gene Cordell (Mark Stevens), que se infiltra en una cuadrilla de delito mortal. El superior de Cordell, el inspector de la Brigada de Investigación Criminal George A. Briggs (Lloyd Nolan), también aparece en La Casa en la calle 92. La película, rodada a un estilo semidocumental, ocurre en la parte de Skid Row del "Central City ficticio."

Complot

Los subtítulos incluyen la advertencia siguiente:

La película que está a punto de ver se adaptó de los archivos de la Policía judicial. Dondequiera que posible, se fotografió en el lugar original y jugado por el personal de la Brigada de Investigación Criminal actual implicado.

Esto es seguido de un mensaje del director de la Brigada de Investigación Criminal J. Edgar Hoover:

La calle en la cual el delito prospera es la calle que se extiende a través de América. Es la calle sin el nombre. El gangsterismo organizado vuelve otra vez. De ser permitido ir los tres no comprobados de cada cuatro americanos se harán finalmente sus víctimas. Dondequiera que ruptura de orden público allí abajo encuentre la indiferencia pública. Una América despierta y vigilante hará para una América segura.

Una ola delictiva, incluso una interrupción en un club nocturno que termina en un asesinato y un robo bancario en el cual una guardia se mata, ha golpeado la Ciudad del Centro. Una escuadrilla de Agentes del FBI encabezados por el inspector George A. Briggs se encuentra con el oficial superior de la Brigada de Investigación Criminal local Richard Atkins, el jefe de la policía Bernard Harmatz y el comisario de policía Ralph Demory. Después de que Briggs interroga al sospechoso Robert Danker, que afirma que no se implicó en ninguna matanza y que se ha enmarcado, varias pruebas se dirigen en el laboratorio de la Brigada de Investigación Criminal en Washington que exoneran a Danker. Danker posterior, de quien ha achicado "John Smith," se encuentra apuñalado a la muerte. En la Academia de la Brigada de Investigación Criminal en Quantico, Virginia, el agente de informes de Briggs Gene Cordell, que pasa a la clandestinidad en la Ciudad del Centro para tratar de infiltrarse en la cuadrilla Briggs piensa es responsable de tres matanzas. Cordell toma un autobús en la Ciudad del Centro y alquila un cuarto en el mismo hotel "de Skid Row" en el cual Danker había estado viviendo. El agente del mismo tipo Cy Gordon está en un hotel similar a través de la calle de él. Usando el nombre George Manly, Cordell se hace conocido en el área por ir al gimnasio local y escoger una lucha con una de la formación de boxeadores allí. Es descubierto por el dueño Alec Stiles, que le ofrece el dinero efectivo si puede durar contra el boxeador. Hace, y Alec le paga.

Más tarde, en un salón de juegos cercano, Cordell dice a Gordon que mientras estaba en el gimnasio, su tarjeta de la Seguridad social se robó. Como hablan, dos policías se acercan y detienen a Cordell por un robo en una joyería, donde su tarjeta se ha encontrado. La Brigada de Investigación Criminal ha proporcionado un registro falso a Cordell, y de él achica John Smith, que resulta ser Montantes. A través del Departamento de Policía, los Montantes han adquirido una copia del registro de la Brigada de Investigación Criminal falso de Cordell y se impresionan bastante para invitarle a afiliarse a su organización. Cordell posterior se encuentra con Briggs a bordo de un barco, y su informe convence Briggs de que la cuadrilla de Montantes es sus culpables. Después de que los Montantes y sus secuaces planean un robo de una casa grande local, Montantes tiene un argumento violento con su esposa Judy. Cordell alerta a Gordon sobre el robo y la Brigada de Investigación Criminal y las policías preparan una emboscada, pero el informador de los Montantes dentro del Departamento de Policía le informa y anula el trabajo. Cordell vuelve a la oficina central de cuadrilla y dispara un tiro del revólver de los Montantes a fin de recuperar la bala para pruebas. Sin embargo, Montantes descubre que su arma se ha disparado y va para ver a su informador, que resulta ser el comisario Demory y pide que él haga examinar su arma para ver huellas digitales. Demory más tarde informa a Montantes que en su cuadrilla se ha infiltrado Cordell.

Shivvy y Matty, dos de los secuaces de los Montantes, toman a Cordell para ver Montantes, y Gordon los sigue en un taxi. Briggs, que ha estado observando Montantes y le puede unir a Demory, luego recibe un informe de Washington que las marcas del barril en la bala disparada del arma de los Montantes son idénticas con aquellos en las balas usadas en las matanzas anteriores. Después de que Gordon rastrea a Shivvy, Matty y Cordell a una fábrica, dice al taxista conseguir la palabra a Briggs en cuanto a donde es. Dentro de la planta, Shivvy descubre y luego apuñala a Gordon. Cordell no realiza que se ha averiguado hasta Montantes anuncia que va a enmarcarle y tener los oficiales de Demory "por casualidad" le matan. Sin embargo, el plan sale el tiro por la culata cuando Briggs y el Jefe Harmatz llegan con la reserva y persiguen Montantes a través de la fábrica. Los Montantes de esquinas de Cordell y le matan, y ya que Briggs detiene Demory, el agente Gordon se recupera.

Molde

Producción

El papel de Judy Stiles se ofreció hasta Junio Haver, pero lo bajó, llamándolo un "papel sin importancia". Además dijo: "Después de desempeñar ese papel, no tendré nombre". Como consiguiente, fue puesta sobre la suspensión por el Zorro.

Recepción crítica

Cuando la película se soltó el personal en la revista Variety escribió, "Una película del gángster de dos cañones, La calle sin el Nombre está en lo alto de la lista de producciones del tipo documental que han estado rodando de la parte del 20mo Zorro. Esta foto tiene una superficie magra, resistente envuelta alrededor de un núcleo de la violencia explosiva. Bajo su exterior documental allí sale mintiendo un melodrama directo que se remonta a las grandes películas del gángster de principios de los años 1930... A lo largo de una línea continua de detalles frescos, la película incluye una secuencia de lucha de crackerjack entre Stevens y un doguillo profesional, una vislumbre en la maquinaria de la Brigada de Investigación Criminal y un final ruidoso en el cual los polis y los matones le extienden en una fábrica industrial. En un papel secundario, Lloyd Nolan, jugando al mismo inspector Briggs de la Brigada de Investigación Criminal de La Casa en la calle 92, entrega con su competencia habitual."

Más recientemente, el crítico Dennis Schwartz escribió, "Guillermo Keighley (Balas u Hombres Ballots/G) hábilmente dirige en una manera práctica este semidocumental diseñó el drama de delito, mientras Harry Kleiner proporciona la escritura tensa; sigue en el territorio auténticamente atmosférico forjado por La Casa en la calle 92 (1945). La película noir consigue sus condimentos vistosos de la estrella Richard Widmark que juega a otro asesino psicopático como hizo en el Beso de la Muerte... El objetivo principal de la película es contar de una moda divertida qué eficiente la Brigada de Investigación Criminal es y qué peligroso es su trabajo. Pero la película se bien interpreta, tiene la cortesía visuals sombreada fabulosa de Joe MacDonald, alarmantemente comunica el sentimiento de una ciudad corrupta, y nunca pretende ser algo más arty que una película de acción de ladrones y polis buena. En aquellos méritos, es watchable."

Nueva versión

El guión de Harry Kleiner se refundió siete años más tarde para la Casa de Samuel Fuller del Bambú (1955).

Premios

Nombramientos

Enlaces externos



Buscar